Pasaron los tiempos difíciles, la Cámara Inmobiliaria Argentina repuso energías y tomó impulso para ser consecuente con su misión fundadora: defender al sector y propiciar los mejores escenarios para hacerlo crecer.

Así es que el incremento de socios es exponencial. Cada vez más corredores, tasadores, estudiantes y profesionales, que de alguna u otra manera están relacionados con el real estate local, adhieren a la CIA. Celebramos su incorporación y seremos consecuentes con sus expectativas, trabajamos para eso!

Mes a mes la Cámara incrementa sus adherentes, lo entendemos como un gesto de confianza, asumimos la responsabilidad y a su vez, vislumbramos una fuerte necesidad de sentirnos representados de manera contundente, a nivel nacional y sin obligación alguna de “pertenecer”. Sólo vasta el compromiso.

Nos aunamos para encontrar en una institución, la fuerza para defender los intereses de todos. De estar sólidamente representados como otros sectores económicos e incluso, llevar nuestras inquietudes y necesidades ante las más altas autoridades del Estado nacional.

Así como crece el número de socios sucede lo mismo con los alumnos del Instituto de Capacitación Inmobiliaria. Con 25 años de trayectoria y miles de egresados, el centro de estudios pionero en la formación de profesionales inmobiliarios, escala a pasos agigantados.

La búsqueda de la profesionalización es cada vez mayor y muchos eligen estudiar con los que más saben de bienes raíces. Más allá de los cursos y jornadas a las que cada vez asisten más interesados, el ICI es la única alternativa dentro del sector que forma profesionales de grado y con títulos oficiales.

La flamante Escuela de Emprendedores Inmobiliarios, a sólo un mes de su lanzamiento, cuenta con 80 alumnos capacitándose en desarrollos edilicios y en Green Real Estate. Apenas fundada, los cupos se completaron inmediatamente por arquitectos, corredores, ingenieros, contadores, abogados; todos con grandes expectativas de aprender a emprender.

La situación financiera institucional se logró estabilizar, fue un proceso de saneamiento y de optimización de recursos muy profundo pero necesario para redireccionar a la entidad y re conducirla hacia un círculo virtuoso.

El cambio de imagen, los nuevos canales de comunicación, el boletín informativo, las reuniones de negocios entre colegas, el vínculo con otras asociaciones, las presentaciones ante las autoridades, la participación en eventos, congresos o meetings que lindan con nuestros intereses, tienen el propósito de reinsertarnos en el contexto macroeconómico y revalorizar nuestro rol social.

El staff, los asesores, el Consejo Directivo y el actual Presidente, Alejandro Juan Bennazar, trabajan arduamente para consolidar la premisa: sinergia para crecer.