Lo habitantes de Argentina  están advirtiendo la trascendencia del sector inmobiliario en la relación socio-económica del día a día.  Las ofertas de los créditos hipotecarios; los debates sobe la nueva ley de alquileres; la volatilidad de los precios de venta  de los inmuebles por incidencia de los altibajos de nuestra moneda; el proyecto del nuevo Código Urbanístico; el incremento  de las expensas como consecuencia de las nuevas tarifas de los servicios públicos y la actualización de los salarios del personal de portería y vigilancia, han impulsado al público a buscar información y asesoramiento en el inmobiliario. El conocido; el del barrio; el más prestigioso. Y es  aquí donde el rol del inmobiliario debe surgir con solvencia profesional;  con la seguridad que confiere el conocimiento; con la expertisse del tratamiento frecuente de temas complejos. Servicios que poco se  conocen y muy poco llega a saber el público.

 Nuestra Cámara Inmobiliaria Argentina viene llevando a cabo su rol de Entidad representativa del sector, mediante la participación de sus dirigentes en todos  los foros y mesas de trabajo originadas en esos temas, de acuerdo a lo que transmitimos en forma permanente, comprometiendo su opinión y aportando sus vastas experiencias, cimentadas en  el conocimiento de las necesidades y deseos de la gente.

Con posiciones mancomunadas fundamentadas en el dominio de los temas,  tanto nuestra Institución en sus participaciones institucionales con las máximas autoridades gubernamentales y de instituciones crediticias y con sus declaraciones expuestas en los medios públicos, como los inmobiliarios en su accionar cotidiano, haremos que el sector esté vigente y sea imprescindible para la instrumentación de los medios que  brinden soluciones a la población que así lo requiera.