Durante años los vecinos de Villa Lugano convivieron con los resabios de lo que fue
primero Interama y luego el Parque de la Ciudad. Allí, en un predio de 153.000 m2, los
juegos de diversión mostraban el desgaste producto del tiempo inclemente.

Hoy, allí, se erige la Villa Olímpica donde se alojan los más 4000 atletas y 3000
entrenadores, de entre 15 y 18 años, que están participando en los Juegos Olímpicos de
la Juventud. En ese terreno, se asientan 125.000 m2 de viviendas que ya fueron
adjudicadas por el Instituto de Vivienda de la Ciudad (IVC) y serán entregadas en
cuando termine la competencia. “Es la primera vez, en la historia de la Ciudad, que se
invierte tanto en el Sur. Convertimos a los Juegos en un legado para los vecinos. Las
nuevas viviendas, las cloacas y el puente eran obras que se necesitaban, y se lo
prestamos a los Juegos por 15 días, sentando las bases para generar oportunidades que
invitan al privado a invertir. Esta sinergia ya la vimos en Parque Patricios: la instalación
de la sede de Gobierno hizo que el barrio se desarrolle y hoy sea un polo buscado”,
describe Franco Moccia, ministro de Desarrollo Urbano y Transporte de la Ciudad.

Las viviendas se construyeron a través de 10 licitaciones y sus anteproyectos surgieron
de cinco llamados a concursos organizados en conjunto por la Ciudad y la Sociedad
Central de Arquitectos. La obra comenzó en 2015 y se entregó en mayo 2018. La
inversión fue de $2500 millones, incluyendo todas las obras de infraestructura.

En total se construyeron 1158 viviendas de uno, dos y tres ambientes. Están agrupadas
en 31 edificios de hasta 8 pisos, en cuyas plantas bajas funcionará un área comercial.

Actualmente, mientras los deportistas las habitan, las viviendas no tienen instaladas las
cocinas ya que es un requerimiento del Comité Olímpico Internacional (COI) tendiente
a fomentar el encuentro de los jóvenes en los comedores y el cuidado de su
alimentación. Una vez terminados los Juegos, se les agregará dicha funcionalidad. Un
detalle es que los edificios presentan una estética diferente entre ellos. Además, están
distribuidos a lo largo de varias manzanas, abriendo la posibilidad de intercalar otras
construcciones en el medio.
En seis meses, a través del programa Barrio Olímpico, se entregarán las viviendas ya
adjudicadas. Para esto, las familias compradoras accedieron a créditos blandos de hasta
100.000 UVAS, pues podían presentar tanto ingresos formales como informales. En la
selección tuvieron prioridad los vecinos de la comuna 8 y las demás de la zona sur de la
capital. A esto hay que agregar que el IVC otorga a los propietarios un subsidio de 14 por
ciento del valor de las unidades, que sólo están destinadas a ser vivienda única y
familiar. Previamente, durante 9 meses, los compradores ahorraron el 6% del valor de la
propiedad en una cuenta del Banco Ciudad. En cuanto a precios, los departamentos
monoambiente rondan $1,5 millón, los de dos ambientes llegan a los $2.143.947 y los de
tres cuestan 2.824.698; siendo la cuota más baja de $7000 y la más alta de $13.200 y
con plazos que van hasta los 30 años para terminar de pagar la propiedad

Fuente: Diario La Nación

https://www.lanacion.com.ar/2181294-villa-olimpica-a-cuanto-se-vendieron-departamentos