El presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina (CIA), Alejandro Bennazar, dialogó con RADIO REALPOLITIK (www.realpolitik.fm) sobre su reunión en Olivos con el presidente y las nuevas medidas que se tomarán en torno al sector inmobiliario. “Ellos nos prometieron que se iba a corregir lo que se tenía que corregir”, aseguró.

El presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina (CIA)Alejandro Bennazar, dialogó con RADIO REALPOLITIK (www.realpolitik.fm) sobre su reunión en Olivos con el presidente y las nuevas medidas que se tomarán en torno al sector inmobiliario. “Ellos nos prometieron que se iba a corregir lo que se tenía que corregir”, aseguró.

A continuación, lo más destacado de la entrevista.

RP.- Usted fue invitado a estar en Olivos, junto al presidente de la nación. ¿Cuáles fueron sus primeras impresiones de ese momento?

Hubo dos anuncios muy importantes. Uno para la reactivación del ProCreAr, junto con varias medidas. El factor sorpresa es la Ley Nacional de Alquileres. El primer anuncio fue algo muy esperado por nosotros.

Lo que vengo desde hace un año buscando que se impulse es la activación de una circular del Banco Central, la 6250, con un seguro, que es el 2071, que es la famosa compra del pozo, donde uno empieza a desarrollar y busca inversores, ahorristas, amigos, para que acompañen esa obra. Lo que viene a cambiar esto es la matriz del negocio. Pasa de un inversor o un ahorrista, al consumidor final. Con este sistema, cualquier persona que le interese comprar desde el pozo, puede hacerlo porque se puede financiar a partir del boleto en adelante, porque se transformaría el boleto en único ya que habría posibilidad, a través de un gestor documental, de incorporarlo al registro de la propiedad. Esto transforma el boleto en único y al comprador-consumidor final en un comprador del pozo.

RP.- ¿Esto era algo esperado por el mundo inmobiliario?

Es muy esperado por nosotros porque, a la gente que queremos transformar de inquilino a propietario, con este sistema no sólo estamos conteniendo los valores a futuro, abasteciendo la demanda en el caso que volvamos a récord de ventas, sino que a la vez estamos bajando el impacto de precios entre un 20 y 30 por ciento. Si el dólar volviera a 34 y yo bajo el impacto, volvería mucha gente a calificar en el orden de los 22 a 25 pesos como si hubiese estado el dólar.

RP.- ¿Creyeron que iban a contar con esta herramienta? ¿Se sorprendieron?

Esto lo negociamos hace un año y nosotros teníamos expectativas de que en cualquier momento saliera. Lo que pasa es que la turbulencia anticipó los tiempos. Nos sorprendió el presidente en este anuncio y bienvenido sea para nuestro mercado.

El otro impacto es el de la ley de Alquileres. Nosotros venimos trabajando a nivel nacional en el proyecto, muy tranquilo. En principio íbamos a estar al tanto de cómo iba a ir evolucionando, pero no estábamos al tanto que se iba a anunciar, a través del presidente, la reforma de la ley nacional. Al rato nos pusimos a hablar con el ministro, los diputados y les pedimos que nos presenten el documento, porque dentro de la mesa deben estar todos los actores, y podemos llegar a hacer un aporte. Ellos nos prometieron que se iba a corregir lo que se tenía que corregir y para qué podíamos aportar. La semana próxima esperamos poder participar en esa mesa.

RP.- Con la ley de Alquileres ¿Lo que se venía haciendo era peor?

El impacto que tuvo la modificación de la ley, por querer tratar de beneficiar  a una de las partes, lamentablemente siempre se perjudica, porque la balanza tiene que quedar al medio. En este caso, Capital tuvo 35 por ciento de aumento, 18 la provincia de Buenos Aires y 12,5 el resto del país., donde no hubo señales de posibilidad de intervenir en el mercado lucrativo. Distintas instituciones, lo que han hecho es generar a la inversa un daño al sector inquilino, que va a ser reparable siempre y cuando sigamos trabajando como hasta ahora lo hacemos, con un puesto en la mesa de diálogo. Lo positivo de todo esto es que están dispuestos a reacomodar aquellas cosas que se pueden corregir.

RP.- ¿Está de acuerdo con que la comisión de la inmobiliaria la pague sólo el propietario?

No estamos de acuerdo con eso. Si el propietario ya paga por poner la propiedad en alquiler, por administración, ya está pagando un servicio. No es correcto. Si esto deja de suceder va a impactar sobre el monto a cobrar del alquiler y le van a volver a dar una señal al mercado, que lamentablemente está dejando de lado a un cliente. Para nosotros el propietario y el inquilino, son los dos clientes. Lo que pasa es que hay gente que quiere ponerse la representatividad de todo el sector y en realidad nadie representa a ninguna de las partes.

Yo pondría que si el inquilino resuelve no pagar comisión, no contrata el servicio. Ahora, si lo contrata, es justo que tenga una retribución. Es un tema laboral y alimentario. Estamos jugando con el riesgo de arriba de 100 mil familias que trabajan en la parte inmobiliaria en ese aspecto.  Se debe dejar elegir al inquilino si quiere o no contratar el servicio.

RP.- Con respecto al PROCREAR, ¿se destinarán 10 mil millones de pesos del fondo del ANSES?

Es muy bueno eso. Va en concordancia con el registro federal de boleto. Nosotros vamos a ser un gran actor colaborativo en este aspecto, para que suceda. Estoy totalmente de acuerdo. ¿Quién no va a querer apoyar todas estas medidas?

Un sólo punto sin discusión es  que no se puede intervenir una promisión, eliminar el servicio debe ser en acuerdo de partes y habría que modificar ése único punto. En todo lo demás estamos muy contentos de que suceda.

Fuente (www.REALPOLITIK.com.ar)

https://realpolitik.com.ar/nota/35139/bennazar–sobre-la-ley-de-alquileres–en-principio–se-perjudicaria-a-todas-las-partes/