La ley de alquileres impulsada por la Unión de Inquilinos beneficiaría a una de cada cinco familias rionegrinas. El proyecto tiene media sanción del Senado y se discute en Diputados, donde se introducirían algunas modificaciones.

“Pudimos acceder al proyecto, que es similar al que nosotros presentamos hace un año y fue aprobado en Senadores. El bloque de Cambiemos hizo algunas modificaciones, como que los contratos sigan siendo de dos años, en lugar de los tres que pedíamos nosotros”, dijo el titular de la Unión de Inquilinos de Río Negro, Roberto Díaz.

El oficialismo busca atenuar las modificaciones que pedían los inquilinos, pero en el sector aseguran que la ley igual tendrá impacto en los contratos y mantienen su expectativa. En la provincia se calcula que unas 150 mil familias viven en casas o departamentos alquilados, por lo que una nueva regulación podría beneficiarlos. Representan el 24 por ciento de la población.

“Lo importante del proyecto es que establece que el precio de los alquileres se definirá en base a las paritarias y lo que establezca el Indec sobre el costo de vida”, explicó Díaz. Esa forma de ajustar los aumentos fue resistida por las inmobiliarias, pero está contemplada en la media sanción y en el texto que se debatirá en Diputados. Así,los inquilinos quedarían a salvo de aumentos desproporcionados, fundamentados en vaivenes macroeconómicos.

Para compensar los reclamos de los empresarios del sector, Cambiemos quiere que haya más plazos de renovación: se podrían aumentar los alquileres cada seis meses, en lugar de anualmente, como está contemplado en la ley que tiene media sanción.

Según explicó Díaz a LU19, los cambios sólo impactarán los contratos celebrados a través de inmobiliarias. “Primero hay que ordenar el mercado mayoritario, para que se ordene lo demás”, explicó. El referente de los inquilinos rionegrinos consideró que la ley será un paso adelante para equilibrar la relación entre las partes, aun con los cambios que impulsa el oficialismo nacional.

Derechos confirmados

Comisiones

Todos los gastos extra del contrato para pagar gastos de la inmobiliaria deberán ser pagados por los propietarios. Muchos inquilinos hoy son obligados a pagarlos.

Salida sin multa

Los inquilinos podrán avisar su salida con apenas dos meses de anticipación y no podrán ser multados por la falta de previsión.

Modificaciones

El proyecto que analizarán los diputados plantea varias modificaciones respecto de la ley votada en el Senado. Además de acortar a seis meses la duración de los precios, habría cambios en la garantías, los períodos de anuncio de la rescisión y de registro para el pago de Ganancias.

La nueva ley permitiría validar como garantías los recibos de sueldo o de cuentas bancarias, algo que no todas las inmobiliarias aceptan. Además, se asentará que las comisiones inmobiliarias y expensas extraordinarias estarán a cargo del propietario y que los inquilinos podrán anunciar su salida del inmueble con 60 días de anticipación sin tener que pagar multa.

Por último, los contratos se registrarán para que el inquilino pueda deducirlos de Ganancias.

Fuente: lmcipolletti.com

https://www.lmcipolletti.com/un-techo-los-alquileres-n610901